En España, hay varios tipos de prestamistas particulares dinero rápido y que pueden ofrecer créditos o préstamos con un tipo de interés pactado entre las partes aprobados en 24 horas. Para que sea un procedimiento legal, debe ser expuesto en Hacienda Pública y devengar un interés mínimo, aunque se trate de un préstamo de un familiar. Vía online, existen plataformas en las que puedes solicitar un préstamo personal independiente de tu situación, con nómina, sin nomina, Asnef, sin avales, etc.

Como empresario y pyme, también dispones de alternativas novedosas como plataformas online de Crowdlending y de inversores privados que apuestan a las nuevas iniciativas con altos riesgos. Independientemente de lo que escojas, debes pagar a tiempo para proteger tu credibilidad.

Prestamistas Particulares  Dinero Rápido en 24 horas ¿Cómo funciona?

Antes de todo debes de conocer qué tipo de prestamistas particulares te vas a encontrar en función del sitio al que hagas referencia. En la actualidad se encuentran sitios web en las que se ofrecen créditos con asnef ,con la simple garantía de tu nómina o tu aval personal.

Estos sitios no suelen trabajar solicitando una cantidad mínima entorno a 6.000 € y máxima de 10.000€. Cuando necesito dinero y pido un préstamo por regla general deberás tener dos condiciones muy importantes:

Normalmente en estos sitios suelen actuar cómo financieras ofreciendo créditos gracias a una participación global de capital dentro de una sociedad,  imposibilitando el contacto con ningún inversor o prestamista en ningún caso.

Si es tu primera vez como cliente, debes saber que, al solicitar un préstamo de capital privado, siempre la empresa te va a solicitar un aval, cualquiera que sea, para comprobar que estás en capacidad de responder al compromiso adquirido. Así se trate de un crédito rápido o pequeño, siempre debes cumplir con su pago e intereses.

En caso de no hacerlo, debes asumir las consecuencias en el ámbito legal y administrativo, además de caer en riesgo de entrar en listas de morosidad, las mismas que usan las entidades bancarias y financieras.

Existen particulares que prefieren actuar como una persona privada porque se ahorran los costes que representa tener una empresa, así como también entregan el dinero en metálico para evitar el rastreo en las cuentas bancarias. Sin embargo, algunos particulares prefieren la intermediación de un tercero, que les garantice que vas a retornar el dinero con ciertos intereses.

Tipos de Préstamos de Prestamistas​ Particulares

En la actualidad, la evolución de las comunicaciones mediante internet ha permitido que cada vez más sean los usuarios que reciben préstamos de prestamistas de dinero , a través de plataformas de préstamos P2P y de financieras de créditos online. La ventaja que recibes como cliente, es la ausencia de folios de documentos y trámites burocráticos como el modelo 600 préstamo entre particulares, la rapidez es la clave.

Los contratos que firmas con el prestamista tiene las siguientes características: identificación de los datos personales de ambas partes como DNI, lugar de residencia y números de contacto; las condiciones generales del préstamo: valor del importe prestada, forma de devolución, plazo e interés.

También se puede incluir o no la letra de cambio que consiste en un título valor que garantiza el cumplimiento del pago de la deuda. A fin de amparar el contrato de forma legal, se suele presentar ante un notario en acto público.

Cuando localizas un anuncio te ofrecen préstamos rápidos sin aval entre particulares, generalmente suele tratarse de importes bajos para temas muy concretos, no suele ser créditos para el consumo. El particular te solicita algunos comprobantes como tus ingresos, tu declaración del IRPF o si estás adscrito a una nómina.

De esta manera, garantizas que tienes posibilidades financieras para pagar la deuda. Estos trámites te permiten tener una pequeña cantidad de dinero sin tener que ofrecer una garantía adicional, pudiendo actuar en algunos casos como un crédito puente para poder acceder nuevamente al crédito bancario.

Existe de 2 tipos: el personal y el bancario. Si tu aval es personal, te comprometes a devolver el crédito con ingresos presentes o a futuro, mientras que con el bancario, adquieres un compromiso de pago en otra entidad para responder a esa amortización. Ese servicio también tiene un coste.

Un aval es una garantía de cobro que permite que el inversor particular lo tome como un inmueble o una vivienda, en caso de que no cumplas con el pago en el plazo acordado. Los bancos y empresas no están obligadas por tema legal de solicitar los avales, pero lo hacen para retornar el dinero invertido al facilitarte el financiamiento.

En los últimos años, ha habido un crecimiento del uso de préstamos particulares rápidos a devolver en 30 días gracias a las posibilidades que ofrecen el uso de programas de I.A y de automatización de los sitios online. Algunas de ellas son:

        • Los préstamos rápidos sin avales son entregados rápidamente, en sólo 10 minutos en tu cuenta. Solicitar un aval evitaría la agilidad del servicio por la ralentización del proceso: entrega de documentos físicos, procesos de certificación, etc.
        • Estos importes suelen ser moderados, cantidad min: 50 € max: 1.000 euros, por ejemplo ya que están diseñados para un pago en específico por ejemplo pagar a un cerrajero, completar el dinero urgente que necesito para aprovechar una promoción en la compra de un móvil o adquirir un medicamento que no cubre un seguro médico.
        • Los software informáticos verifican los datos personales y financieros de una persona. Si ingresas un dato dudoso, por ejemplo una dirección física falsa, el programa lo detectará inmediatamente. Para que te sientas más seguro de proveer tu información, personal, estas páginas tienen sistemas de seguridad avanzados de encriptamiento, lo que blinda tus datos de hackers.
        • Cada vez que cumples con tus pagos en los plazos establecidos, los prestamistas particulares te aumentan el valor de lo que podrás solicitar en tu próximo préstamo. De esta manera, premian tu fidelidad y responsabilidad.

Independientemente de si has entrado a la lista de morosidad de asnef de forma justificada o no, ya estás incluido y la mayoría de bancos y entidades de financiación te niegan el préstamo por la baja reputación que te has creado. Afortunadamente, los prestamistas particulares sí realizan créditos con asnef ,no les preocupa que te encuentras en listas de morosidad es su especialidad.

Pero lo hacen con ciertas condiciones, y con breves períodos para la devolución por tratarse de préstamos rápidos y de expedientes de crédito complicados. La cantidad mínima y máxima dependerá de la calidad de la garantía que puedas aportar

Este tipo de empresas no podrán realizar investigaciones sobre tu historia financiera ni la de tus personas más cercanas o tampoco para qué usarás el préstamo. Cuando vayas a firmar un contrato para recibir un préstamo personal con asnef, verifica que los términos y las condiciones de devolución queden expresamente aclaradas para evitar endeudamientos o costes sorpresivos.

El particular con asnef y nómina te pedirá tu vivienda como garantía, con o sin notario en dependencia del contrato. La duración máxima de los préstamos personales con asnef suelen ser de 5 años. Todo va a depender de los términos establecidos previamente y del valor del importe.

También puedes pedir créditos rápidos con Asnef sin nómina a través de las plataformas online desde la comodidad de tu casa. Estos créditos ofrecen dinero rápido para importes inferiores a 1.000 euros, lo que evita que tengas que presentar un avalista, un aval o una nómina que garantice el cumplimiento del pago.

Esta es la particularidad de estos préstamos: no te piden papeles que te solicitan los bancos. Estos particulares solamente necesitan la verificación de tus datos personales y el número de tu cuenta en donde te será depositado el dinero.

Los requisitos para solicitar esta financiación son los siguientes:

        • Ser mayor de edad.
        • Tener la titularidad de una cuenta bancaria, la misma en donde se va a recibir el dinero.
        • Residir en España.
        • En algunos casos, se te preguntará si recibes una ayuda económica por desempleo o si recibes una pensión, por ejemplo.

La solicitud es muy fácil. La puedes hacer desde tu tablet o tu teléfono inteligente. Ingresas a la página oficial del prestamista particular, buscas la opción de préstamo con Asnef, escribes tus datos en el formulario con tu DNI, número telefónico y dirección, el software verifica la exactitud de la información y el dinero se te hará efectivo después de 15 minutos de haber enviado el formulario.

Estos préstamos gana popularidad entre los usuarios porque a diferencia del sistema tradicional, estos prestamistas particulares ofrecen las mismas posibilidades a las personas morosas, para hacer uso de esta financiación en igual de costes y de condiciones de devolución.  

Préstamos de Capital Privado

Los préstamos privados o los también llamados préstamos de capital privado, son aquellos en los que el inversor me exige sí o sí, aportar una vivienda como garantía hipotecaria. Este tipo de préstamo merece un trato especial y una explicación más detallada sobre el proceso de contratación.

Hay que tener conciencia que en estos préstamos la duración es corta, con plazos de devolución de 6 meses, a 1 o 5 años y sus costes son bastante altos (superiores al 28%) y con una comisión apertura de 6% habitualmente. Estas operaciones suelen ser muy delicadas, y estas solo deberían destinarse para casos muy concretos como cancelación de préstamos vencidos o tarjetas de crédito y en las que capital recibido pueda ser devuelto casi con un 99% de seguridad.

Es muy común encontrar anuncios que ofrecen préstamos capital privado sin garantía hipotecaria. Nosotros decimos que estas ofertas son como las meigas, yo no creo en ellas pero haberlas haylas – como dicen los gallegos-. Eso quiere decir que para que un prestamista de dinero te haga un préstamo sin aportar una garantía, debería ser medio brujo/a. Nuestra recomendación con estas ofertas es la siguiente: Desconfíe totalmente de estas ofertas y nunca adelante dinero por -gastos de gestión-.

¿Cómo se solicita un préstamo de capital privado?

En primer lugar tiene que tener una garantía inmobiliaria que se pueda hipotecar, casa, piso, chalet, nave industrial, etc. A continuación contactar y conseguir un préstamo privado para este tipo de operaciones en alguna plataforma dedicada a ello. Esta garantía hipotecaria no te garantiza que te hagan la operación de crédito, ya que el valor de la propiedad o su situación condiciona mucho el acuerdo.

SI la suma del dinero que solicitas, más las cargas que tenga la propiedad que ofreces como garantía, es menor del 30% del valor que se aporta a la propiedad: Crédito concedido

Crédito Solicitado + Cargas < 30% V.T.P

La forma de devolución se negocia en función de las condiciones del prestamista de dinero. Se puede devolver el préstamo en cuotas mensuales o en una sola cuota. Es muy recomendable recurrir al asesoramiento de algún asesor o abogado para este tipo de casos.