Préstamos entre Particulares ¿Cómo funcionan y dónde lo contrato?

prestamos entre particulares

El negocio de los  préstamos entre particulares ha comprobado un crecimiento en el mundo financiero notable en los últimos tiempos.

Este modelo de negocio se pueden celebrar por la intermediación de empresas fintech, o simplemente se cumplen de mutuo acuerdo. Sin embargo, tanto uno como otro deben tener una formalidad contemplada ante la ley.

Solicitar un préstamo a un prestamista cuando apremia alguna situación económica, es un compromiso que se establece entre un prestamista de dinero y un prestatario mediante un acuerdo entre ambas partes.

La liberación de este negocio hace que no sea tan trágico tener que recurrir a un prestamista en cualquier solución y bajo el amparo de una legislación que proteja a ambas partes.

Qué es un Préstamo entre Particulares


Un préstamo implica una operación financiera en la que un prestamista hace la entrega de un dinero a un prestatario. Pueden o no aplicar determinadas prerrogativas legales (incluso estar exento de intereses) según lo establecido entre las partes y por la normativa vigente en España.

Para lo cual, generalmente, se extiende un contrato entre personas en el que se especifican ciertas clausulas sobre plazos e intereses, incluso si la parte beneficiara es un familiar o hijo directo.

No obstante, ante cualquier acuerdo lo conveniente es que se deje una constancia, y al mismo tiempo, dar cuenta del compromiso contraído en las instancias que velan sobre esta relación. Para ello se estipulan Modelos 600 de impuestos que pueden estar exentos o no, depende de las características del contrato que se haya establecido.

 

Diferencias respecto a los préstamos Bancarios tradicionales


Cuando uno se adentra en conseguir financiación mediante préstamos rápidos online, siempre surgen tres cuestiones principales:

  1. Que me puede ofrecer un préstamo entre particulares respecto a un préstamo bancario de una entidad financiera.
  2. Qué gastos diferencia uno respecto a otro
  3. Quién ofrece más seguridad

Un préstamo personal formalizado a través de plataformas de crowdlending, no tienen porqué ser los mejores préstamos que puedas conseguir, es decir, no tiene porqué ofrecer un tipo de interés más bajo ni peores condiciones que un préstamo bancario.

Un préstamo tradicional se basa en una relación comercial entre una entidad bancaria y los clientes solicitantes que proporcionan sus datos económicos de solvencia  y acuerdan compromisos de pagos.

Después de evaluar los datos aportados, el alcance del compromiso, y la solvencia del solicitante así como el destino del crédito, cabe la probabilidad de aprobar el préstamo.

La cantidad de dinero estará directamente relacionada con el análisis previo de los datos, por lo cual es posible que se considere sólo un porcentaje o que no sea aprobado.

Para asuntos personales, préstamos online están en un nicho muy competido, y las ofertas que te puede ofrecer tu sucursal bancaria de confianza puede ser igual o más agresivas que un préstamo crowdlending.

Evidentemente todo está en función del perfil crediticio que tengas, a mejor perfil mejores condiciones por regla general.

Lo que sí decanta la balanza a favor de estos créditos es la flexibilidad en su contratación.

Nada de esperar a que tu director termine de vender su tercer producto al día, caídas de sistema y retraso del analista de riesgos, o simplemente la entidad no considera tu operación viable.

Gracias al crowdlending en menos de 24 horas tienes tu propuesta registrada a espera de que los usuarios te ofrezcan los mejores préstamos respecto a tu solicitud.

Flexibilidad y comodidad ganan respecto a la banca tradicional, salvo la actual banca electrónica que en ese aspecto han ganado mucho terreno en lo que agilidad en la operativa se refiere.

Pero uno de los factores en lo que una opción puede decantarse sobre otra es el apartado referente a los gastos.

Una de las ventajas comparativas que se obtienen de los préstamos p2p (de particular a particular), a diferencia de las entidades bancarias, es la inmediatez y la propia flexibilidad que ponen en práctica. Los retrasos con los pagos no son sancionados como si se hace una relación tradicional.

De manera que solicitar un préstamos personales a otras personas resultan mucho más ventajosos que pedírselo a un banco, debido a que no tienen el rigor que penaliza los atrasos e impagos, ni se ciñen en algunos casos a los intereses una vez vencidos ciertos períodos de tiempo.

☝ Datos Importantes:

Si los bancos se niegan a conceder estas solicitudes, lo recomendable es buscar financiación con los préstamos entre personas, lo cual representa una opción para la financiación que suele extenderse a un coste cero. Sin embargo, es preciso tener en cuenta ciertos aspectos, como:

  • Dejar constancia del préstamo en la Agencia Tributaria adscrita a Hacienda (Impuesto de Transmisiones Patrimoniales)
  • Esclarecer cuáles son las condiciones y límites en el contrato préstamo particulares.
  • Estar seguros de poder pagar, pues este tipo de préstamos, según los acuerdos previos, tienen regulación legal mediante actos jurídicos documentados.

Respecto a los gastos que supone a la hora de pedir préstamo, cabe destacar que en los dos modelos existen factores para determinar cual es que más nos interesa.

En una financiación bancaria las comisiones son uno de los motivos por los cuales se encarece una operación de crédito como por ejemplo las tarjetas de crédito:

  • Comisiones de estudio
  • Comisiones de apertura
  • Comisión de cancelación anticipada

Si a esto le sumamos los numerosos compromisos con los que las entidades financieras nos suelen retener como seguros, domiciliaciones y demás cláusulas en la contratación, las plataformas crowdlending evitan dichos amarres financieros.

En lo que a la seguridad se refiere hay que tener presente que Internet y sus plataformas no están exentas de ataques por parte hackers. La información y nuestros datos personales son el trofeo que estos tiburones de Internet desean obtener.

No obstante tanto hoy en día un banco online y una plataforma de créditos online ofrece garantías de seguridad para evitar estos casos, pero el 100% de seguridad nunca está garantizado.

 

Cómo contratar un Préstamo entre Particulares


Cualquier persona puede asumir el rol de prestamista particular. Desde esta perspectiva se faculta los préstamos rápidos como si fuera un banco. Es posible que establezca determinadas condiciones, y aquí podría caber los intereses que se proponen en compensación al riesgo que significa prestar dinero a particulares.

Los inversores o prestamistas legales han dispuesto del uso de la tecnología informática para presta dinero a través de sociedades s.l . Hoy los usuarios pueden acceder a diversas plataformas en Internet denominadas empresas de fintech crowdlending y proporcionar sus datos personales para lograr financiarse.

Hay que mencionar lo que se ha dado a conocer como el crowdlending, qué representa esta modalidad dentro de la categoría de préstamos entre personas y paralela a los créditos rápidos. Según su mecánica, entrevé un dinero que se presta sin que intervenga directamente un solo usuario inversionista.

Esta operación se ejecuta mediante la plataforma, la cual la función  de intermediaria entre los usuarios y los inversores. Todo se reduce a un market on line en el que los prestamistas ofrecen diversas cantidades para cada solicitud en particular.

La relación concertada debe quedar consignadas en un correo electrónico, o en su defecto, en una copia firmada. La web tiene por objeto proporcionar el modelo de contrato en un tipo de oferta vinculante que acerca de la financiación y las condiciones del crédito.

Para este fin, no se demanda dinero previamente, y si se requiere algún pago, solo se emitirá una vez que se reciba el dinero solicitado o al pagar la totalidad del préstamo.

Es importante saber relacionarse correctamente con el sitio web, ya que en internet abundan las ofertas sobre préstamos y créditos rápidos, y pueden resultar engaños o especulaciones que buscan cobrar intereses fuera de lo normal.

La recomendación es verificar lo segura que es la negociación y solamente participar en webs especializadas legalmente.

Plataformas de Crowdlending


En los últimos años la evolución en la forma de obtener financiación ha variado mucho respecto a los inicios del p2p lending.

El p2p lending nació como manera de financiarse en plataformas on line, evolucionando por motivos de “seguridad financiera” a lo que en la actualidad usamos como plataformas de crowdlending. Puedes buscar en un comparador de préstamos rápidos que opciones disponibles encajarían mas con tu perfil.

Esto difiere totalmente de las plataformas de crowdfunding, ya que estas plataformas solo pueden realizar recompensas por su mecenazgo y no solicitan para sus préstamos, nómina o algún tipo de justificante de ingresos.

A nosotros no nos sirven libros ni trabajos manuales como recompensa financiera, ¡necesitamos cash! ¡efectivo! euros en el sentido literal de la palabra, por este motivo debemos de tener claro el concepto diferenciador entre los dos tipos de crowd.

 

Qué documentación tenemos que aportar


La formalización de los préstamos personales es una de las mayores exigencias en este modelo de negocio.

Hay que tener en cuenta que las leyes de España acepta la validez de los acuerdos realizados bajo palabra. Sin embargo, los especialistas en el tema recomiendan que se deban celebrar contratos formales con el fin de evitar inconvenientes a futuro.

En cuanto a esta formalización, o en referencia a un  documento específico que se extiende entre las partes, la ley no fija sino la recomendación de un contrato para evitar inconvenientes.

En caso de que se comprometan intereses, la regla jurídica indica que se debe presentar por escrito los acuerdos, y mejor si es ante un Notario.

En este tipo de documento se expone la cantidad de dinero que se ha prestado. Asimismo, las cuotas de devolución, la fecha fijada para el pago de la deuda, y si hay interés se expresa, e igualmente las especificaciones por impago, y otros.

 

 💡 Contrato de Préstamos entre Particulares

Un contrato entre particulares es una formalidad en la que las partes establecen los acuerdos. Se suele concretar con la intención de resguardar las reglas que les permite a los involucrados respetar una serie de convenciones propias de los préstamos de dinero.

Las pautas que rigen a un contrato entre personas son las siguientes:

  • Devolver el dinero en un plazo acordado: convenir un tiempo prudencial para la devolución del préstamo es lo indicado, sin que se prorrogue en forma indefinida, porque podría entenderse como una evasión de los impuestos ante Hacienda.
  • Acordar una contraprestación: si hubiera o no intereses tiene que reflejarse en el contrato. Si no se expresa así, Hacienda lo interpretaría como evasión.
  • Fijar unas fechas de pago: los períodos de cobro acordados previamente funcionan muy bien para un mejor control del préstamo.
  • Incorporar cláusulas: los acuerdos también involucran el pago o los retrasos que pudieran ocurrir.

Los Préstamos entre Particulares y Hacienda


Seguramente se piensa que por la característica que premia a los préstamos personales entre particulares, estos no son considerados por la normativa vigente y pueden llevarse a cabo sin que se señalen los acuerdos pautados y sin rendimiento de cuentas. Por el contrario, el tratamiento fiscal es parecido al de un préstamo tradicional.

Al cierre del acuerdo el paso a seguir es llevar el documento hasta la Agencia Tributaria con el propósito de que esta institución le otorgue el carácter completamente legal. En esta relación quedará registrada si hay intereses a cobrar o no. Si es así se debe pagar los tributos respectivos cómo transmisiones patrimoniales, en cuyo formulario se tiene que dejar constancia de las ganancias por intereses.

Si el contrato por el préstamo no genera gananciales, simplemente se liquida con el Impuesto de Trasmisiones Patrimoniales (ITP), Actos Jurídicos Documentados en la delegación de Hacienda de la respectiva comunidad autónoma. En caso de que se manifieste estar exento, no aplica el pago tributario.

 💡 Cómo se hace el Modelo 600 de Hacienda

De acuerdo a las informaciones vertidas al público y que son atribuciones de los prestatarios que deben consignar el trámite contentivo del Modelo 600 en Hacienda, este se puede descargar de las páginas oficiales en internet. Se trata de un formulario que el usuario está obligado a llenar según las características de su préstamo.

El documento va dirigido a la Agencia Tributaria y lo relaciona el impuesto de trasmisiones patrimoniales,  actos jurídicos documentados. Por sus características, la opción a marcar en el formulario es el carácter privado del préstamo.

En cuanto a la autoliquidación, según el Fundamento del Beneficio Fiscal o no Sujeción, lo cual quiere decir que se está  Exento o No Sujeto, se declara lo correspondiente. Es posible llenar los datos en la propia página descargada, por lo que al terminar solo basta con colocar Generar Declaración.

La siguiente son los datos que hay que consignar en la planilla Modelo 600:

  • Tipo.
  • Lugar de otorgamiento.
  • Fecha del devengo.
  • Tipo de operación.
  • Naturaleza del bien.
  • Concepto que se auto-liquida.
  • Fundamento legal del beneficio fiscal.
  • Tipo de bien.
  • Código y descripción de la tarifa.
  • Descripción del bien.
  • Documentación adjunta para la presentación telemática.
  • Valor total.
  • Principal.
  • Intereses
  • Sujeto pasivo.
  • Transmitentes.
  • Presentador.

 

[ENLACES RECOMENDADOS]

  • Ley 2/2009 de Contratación de Préstamos:  Ver enlace

[pt_view id=”cc28d498gp”]

 

BUSCAS PRESTAMISTA?

Contacta ahora con los mejores prestamistas de España